Mini Tartas Sacher

Siempre que hacemos algún bizcocho en casa o algún dulce, acabamos comiendo de él durante varios días. Y es que cocinar para dos, con las recetas tradicionales (familiares), es lo que tiene.

Por ello, llevábamos tiempo dándole vueltas a ajustar las proporciones y a que los postres o dulces que preparemos reduzcan sus proporciones, a fin de evitar cantidades excesivas.

Con esto, otra idea que nos rondaba era la de transformar en raciones de bocado algunos postres o tartas que todos tenemos en mente.

Así que hemos empezado nuestra investigación con Mini Tartas Sacher y este es el resultado:


Hay que decir que, como cualquier investigación, esta ha tenido sus pequeños fallos, que se pueden ir puliendo con la experiencia. Por ejemplo, la idea inicial era convertir esta tarta en una especie de pastelito, pero ha sido dificil cogerle el punto al chocolate exterior. 

Otro de los punto a tener en cuenta es la cantidad: si se quiere para dos y en pequeña cantidad, no hay problema. Pero si se quiere aprovechar y hacer cantidad (como al final ha sido el caso), quizás sea mejor realizar la tarta normal, ya que lleva menos tiempo y es más fácil acertar con las proporciones de chocolate en la cobertura.

Mini Tartas Sacher de bocado
Ingredientes (para 2 personas)
  • 50 gr de azúcar
  • 50 gr de mantequilla
  • 2 huevos
  • 50 gr de chocolate amargo
  • 25 gr de harina
  • mermelada de albaricoque
  • mantequilla y harina para el molde
Para la cobertura (*):
  • 50 gr de chocolate de cobertura
  • 1 cucharadita de mantequilla
  • 2 cucharaditas de nata líquida
*: Aquí las proporciones podrían variar para hacer que el chocolate exterior quede más duro que el de la tarta tradicional y se puedan comer incluso con las manos. Seguiremos investigando.

Elaboración

  1. Fundir chocolate y dejar templar. Mientras, batir la mantequilla con el azúcar. Mejor con batidora de varillas, si se tiene. 
  2. Se incorporan las yemas poco a poco, sin dejar de batir. Incorporar el chocolate y la harina. Después, se baten las claras a punto de nieve y se incorporan con cuidado.
  3. Una vez se tiene la masa, se unta un molde con mantequilla y se espolvorea harina, para que no se pegue. Se incorpora la mezcla y se introduce en el horno a 175ºC durante 10 min. Pasados estos, se baja a 160ºC y se continúa durante 30 min más. 
  4. Hasta aquí es la receta tradicional. Para nuestras mini tartas, cuando se ha templado, cortamos el bizcocho con un molde pequeño, de bocado. 
  5. Se corta cada bizcochito por la mitad y se añade en el centro una cucharadita de mermelada.
  6. Tras ello, se disponen los bizcochitos en una rejilla y se prepara la cobertura fundiendo el chocolate, la mantequilla y la nata.
  7. Por último, se cubre cada bizcochito con chocolate, que debe caer por los laterales. Si no, nos podemos ayudar de un pincel de cocina.

Comentarios

Entradas Populares