Muslitos de Pollo al Horno

El pollo al horno es una de esas comidas que hacemos recurrentemente y que, en casa, a Laura le queda de rechupete. Aunque no sea tan "exótica", queda espectacular y es muy sencilla de realizar. En sólo cuatro rápidos pasos y utilizando ingredientes habituales, tendremos una estupenda y completa comida.
¿Cómo saber cuándo está cocido el pollo?
Antes de ir con la receta, vamos a resolver la gran duda: ¿cuándo estará listo el pollo? Para saber si el pollo está hecho podemos pincharlo por su parte más gruesa y ver si sale jugo:
  • Si el jugo es rosáceo, todavía le falta. 
  • Si el jugo es transparente, el pollo está hecho. 
  • Si no sale jugo, el pollo puede estar quedando seco.
Normalmente, el pollo debe estar cociendo de 1h a 1:30h por kilo de pollo. Además, si tenemos un termómetro de cocina, sabremos que el pollo estará cocinado cuando alcance los 74ºC (165ºF).

Acompañamiento y otras opciones
La receta que os vamos a presentar a continuación es bastante básica, pero para personalizarla sólo es necesario añadir "nuestro toque". Podemos añadir, por ejemplo, hierbas provenzales, romero, tomillo o las hierbas aromáticas que más nos gusten. También podemos añadir a esta misma receta unos champiñones o tomate en rodajas. Hay quien agrega algo de pimentón a la salsa que incluimos en la receta.

Otra opción para acompañar el pollo son las salsas:

Muslitos de Pollo al horno
Ingredientes

  • 4-5 Muslitos de Pollo
  • 4 Patatas pequeñas
  • 1/2 Cebolla
  • 1/2 Pimiento Rojo
  • 2 dientes de Ajo
  • 3-4 cucharadas de tomate triturado o 1 tomate pequeño triturado
  • 1/2 vaso de Vino blanco
  • Aceite
  • Perejil
  • Sal y pimienta
Elaboración
  1. Precalentamos el horno a 180-200ºC.
  2. En una fuente de horno echamos las patatas cortadas por la mitad. Si las patatas fueran más grandes, podríamos cortarlas a gajos. Echamos también la cebolla y el pimiento cortados a tiras. Salpimentamos. 
  3. Lavamos y limpiamos el pollo, lo salpimentamos y lo disponemos en la fuente por encima de las verduras.
  4. En un mortero, picamos ajo y perejil con una pizca de sal. Después, añadimos tomate triturado, un chorrito de aceite y el vino blanco. Lo mezclamos y lo añadimos al pollo por encima. 
  5. Introducimos la fuente en el horno. Cuando la piel del pollo se haya dorado por arriba, damos la vuelta a los muslitos y esperamos hasta que se terminen de dorar. En total, debe estar en el horno entre 30 y 40 minutos, dependiendo también del tamaño de los muslitos.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas Populares